Cargando el contenido...

Compartir
Compartir
2018-06-12    10:36:47

Iglesia incrementa presiones contra legalización de aborto en Argentina

Buenos Aires, 12 Jun (Notimex).- La Iglesia católica y organizaciones que están en contra de la legalización del aborto en Argentina incrementaron las presiones en contra de la ley de interrupción voluntaria del embarazo que mañana se discutirá en una maratónica sesión en la Cámara de Diputados.

 

Amenazas de muerte, campañas contra diputados por parte de curas, noticias falsas en las redes sociales, intimidaciones directas a los legisladores vía Whatsapp y redes sociales son algunas de las estrategias de los grupos antiabortistas.

Las presiones no distinguen partidos, ya que el debate por el aborto es transversal y casi todas las fuerzas políticas del país sudamericano tienen legisladores que votarán a favor de la ley.

En Rivadavia, una localidad de Buenos Aires, el cura Juan Carlos Maturana leyó en plena misa una carta dirigida al diputado Sergio Omar Buil para exigirle que vote en contra de la legalización del aborto, y pidió que la firmaran los feligreses.

El arzobispo de Tucumán, Carlos Sánchez, también aprovechó una misa para advertirles a los nueve diputados nacionales que representan a esta provincia, y a los que mencionó por su nombre, que deben rechazar la ley.

La influencia de la Iglesia católica es más fuerte en las provincias del norte del país, que son las más pobres y las más conservadoras, y por eso ahí las presiones contra los diputados son todavía mayores.

Además, en los colegios católicos de todo el país se han denunciado presiones contra los profesores para que no hablen del aborto a pesar de que los estudiantes quieren informarse y participar en el debate.

También han amenazado con suspender a las estudiantes que llevan en sus mochilas el pañuelo verde que representa a la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito.

Por otra parte, el diputado oficialista Daniel Lipovetzky denunció la campaña que hubo en su contra en redes sociales por apoyar la legalización del aborto y que, a través de imágenes trucadas, lo mostraba con una supuesta amante.

Una diputada del opositor Frente para la Victoria, que prefirió no revelar su nombre, denunció que recibió amenazas de muerte en un mensaje directo en Twitter, mientras que a otros legisladores los intimidaron con información sobre las actividades de sus hijos.

Para evitar ser objeto de estas persecuciones, varios diputados, entre ellos el oficialista Facundo Garretón, decidieron no anticipar públicamente su posición y la definirán hasta mañana durante la sesión.

La pelea también se ha trasladado con campañas en las redes sociales, en donde la semana pasada grupos antiabortistas lograron imponer como tendencia el hashtag #AbortoNoEsNiUnaMenos.

Un análisis del experto en políticas comunicacionales, Luciano Galup, reveló que 26 mil de los tuits con ese hashtag fueron emitidos por solo tres cuentas verificables, lo que demuestra que fue una campaña pagada y automatizada, no impulsada por personas reales.

Mañana, la Cámara de Diputados debatirá la legalización del aborto en una sesión que comenzará al mediodía y que terminará al amanecer del jueves.

El resultado por ahora es incierto, ya que por ahora hay 119 votos en contra, 111 a favor, 24 indecisos y una abstención, por lo que en los últimos días los sectores que apoyan y los que rechazan la ley han intensificado su activismo.


NTX/I/CGR/MGT/SJ

Compartir
Compartir